sábado, abril 14, 2018

Felicidades, españolitos, Rajoy os ha metido en la lista de países AUTORITARIOS y de PODREDUMBRE ANTIDEMOCRÁTICA según el Financial Times

En la UE hay varios grupos como el Benelux, Visegrado, Asamblea Báltica, Consejo Nórdico, Common Travel Area...
España no está en ninguno, y mira que sería fácil crear un "Iberia"... Pero lo portugueses no quieren compartir nada con España.
Aunque, por fin, España ha entrado en un "grupo" que, aunque no sea oficial, es para tomárselo en serio.
Es el grupo que el FT nombra como autoritarismos (en el artículo "Authoritarians on the rotten fringes imperil European values").
Y en ese grupo -de lo mejor de cada casa- están:
Hungría, 
Polonia, 
República Checa, 
Austria, 
Malta, 
Eslovaquia 
y España

Ole, ole y ole...


España figura en la lista de estados en deriva autoritaria de Gideon Rachman, el jefe de opinión internacional del Financial Times, el influyente diario de la City de Londres. Para Rachman, el estado español se acerca más a países cono Hungría, Polonia, Eslovaquia y otros donde la autocracia y la corrupción (la "podredumbre antidemocrática", dice) ganan la partida a la democracia y el imperio de la ley. "Se está formando un bloque autoritario entre las filas de un autoproclamado club de democracias [la UE]", alerta.

Eso de "autoproclamados" los define muy bien ya que se trata de países que continuamente han de justificar que son democracias...

El columnista justifica la alusión a España recordando que "más de 20 políticos catalanes pueden cumplir largas penas de prisión por rebelión". "Alguna cosa no va bien cuando en un país democrático se encarcela a pacíficos cargos electos", añade.

Rachman teme que la "podredumbre antidemocrática" que se está estableciendo en los países del este de Europa contamine a los "estados del centro" de manera que "destruya la pretensión de la UE de ser una comunidad basada en valores".


"El peligro más obvio proviene de Hungría", dice. "Viktor Orbán acaba de recuperar el poder con una gran victoria electoral [sin embargo] ha socavado instituciones fundamentales para una sociedad libre, como la independencia de la justicia, la prensa libre y las organizaciones no gubernamentales que fiscalizan el gobierno".

Cita después como graves enfermos de la UE a Polonia (investigada por la Comisión Europea para socavar el estado de derecho); Eslovaquia y Malta (dónde recientemente han sido asesinados periodistas que investigaban la corrupción en altos niveles del gobierno); la República Checa (su nuevo primer ministro, millonario y propietario de dos de los diarios mayores del país, es investigado por presuntos fraudes); Bulgaria (altos funcionarios de la UE reconocen que tiene un problema generalizado con la delincuencia organizada) y Rumania (su gobierno es visto en Bruselas como corrupto).

El miedo de Rachman es que políticos y partidos en el gobierno de estos países tienen apoyos en Bruselas. Sobre todo Orbán y su Fidesz, que es parte del Partido Popular Europeo, como el PP español o la CDU alemana. Estos apoyos "pueden eliminar muchas restricciones a sus instintos autoritarios", y facilitar la constitución de un bloque autoritario en medio de Bruselas para darse apoyo mutuo y promover su manera despótica de gobernar y de tratar a los jueces, medios, universidades...

"Tener un líder autoritario en la mesa de la UE no es broma. Tiene efectos inmediatos y perjudiciales en los esfuerzos de la UE por proteger sus valores y hacer cumplir sus normas", dice Rachman.

Alerta previa
El periodista ha alertado antes de este peligro. El pasado enero, por ejemplo, avisó a la UE de que su silencio con respecto a Catalunya debilita su autoridad con Polonia, país bajo investigación de Bruselas. Rachman decía entonces que los acontecimientos en España refuerzan las acusaciones a la UE de tener un "doble vara de medir". El gobierno de Varsovia puede excusarse en que "es España —no Polonia— quien encarcela a opositores políticos", decía.

No hay comentarios :

Publicar un comentario