miércoles, diciembre 19, 2018

La multinacional catalana FICOSA prefiere invertir en Portugal...

Portugal ha sido un ejemplo de recuperación, allí no tienen a familias de hidalgos que hay que mantener generación tras generación. Ni reyes...

Este 2018 los portugueses han saldado la deuda que el FMI les dejó por el rescate (26.300 millones de euros). Y han tenido tiempo de reducir el paro hasta el 6,7% (mitad que el español).

Gran parte del milagro portugués (les llaman ya los nórdicos del Sur) es la llegada de inversiones extranjeras. Portugal ofrece seguridad política y judicial (Portugal no es Francoland...).
Pero también ofrece plantillas cada vez mejor formadas, con dominio de idiomas, que están encandilando al sector tecnológico a lo grande. Google, sin ir más lejos, se instala en Lisboa, y no con una oficina comercial. El gigante de Silicon Valley tiene previsto abrir en junio en Lisboa un centro tecnológico que dará trabajo en un principio a 500 personas con profesiones cualificadas.

No solo Google, Tesla está estudiando abrir su planta en Portugal en vez de en Galicia.
Entre las implantaciones recientes más destacadas figura la compañía aeronáutica brasileña Embraer, que cuenta con dos plantas de producción en la ciudad portuguesa de Évora. También han llegado Siemens, Bosch, Faurecia o la japonesa Fujitsu, que abrió en Braga un centro de soluciones tecnológicas que emplea a 300 trabajadores.

Y la catalana FICOSA...

La multinacional Ficosa, dedicada al desarrollo de tecnología y componentes para la automoción y con sede en Viladecavalls (no trasladó su sede a pesar de las amenazas), ha invertido cinco millones de euros en la construcción de un nuevo edificio que amplía las instalaciones de Ficocables, su planta en Portugal ubicada en la localidad de Maia (Porto). En concreto, la construcción de este nuevo edificio, de 7.800 metros cuadrados de superficie, se ha finalizado recientemente y se prevé que inicie su actividad a mediados del próximo mes de enero.


Mapa plantas FICOSA


Hay que recordar que 500 empresas gallegas ya han trasladado su producción (sí, producción, no la sede) a Portugal, tal como expliqué en este post.

¡A POR ELLOS!

2 comentarios :

  1. Anónimo11:29 p. m.

    Independentista 1-O: Los portugueses en términos generales tienen un inglés y un castellano bastante bueno. No doblan las películas. Tomemos nota en la República Catalana debemos ser cuatrilingües (añadamos el francés por la Catalunya Nord al inglés y al castellano). Se llama globalidad y eficiencia los portugueses han dado un salto impresionante; y seguro que nosotros seremos la Dinamarca del Sur.

    ResponderEliminar
  2. Expulsionista forever10:19 a. m.

    Como dije en el artículo anterior, si Pedro Sánchez decidiera correctamente vender algunos municipios a algún país de la EFTA, España podría salir de la crisis de un día a otro. Y sigo pensando que sólo le interesan los toros y el Real Madrid, y España sigue lejos de poner fin a la crisis. Han pasado 10 años desde la crisis que los últimos presidentes dijeron eliminar, y la crisis sigue ahí.

    ResponderEliminar