jueves, diciembre 20, 2018

Alemania necesita más de un millón de trabajadores para asegurar el futuro. Mientras tanto, en España, una población cada vez más envejecida vota a VOX.


Atraer mano de obra cualificada de otros países fuera de la UE para paliar la acuciante falta de trabajadores que padecen algunos sectores y regiones de Alemania. 
Sí, lo han leído bien, los buscan incluso fuera de la UE...

El paquete legislativo facilitará a los trabajadores de fuera de la Unión Europea con formación media y alta acudir a Alemania a buscar trabajo en determinadas condiciones. La iniciativa abre además la puerta a que se puedan quedar los demandantes de asilo rechazados pero que ya estén integrados en el mercado laboral. 

La falta de mano de obra es una de las mayores preocupaciones de los empresarios alemanes, sobre todo en algunas regiones del sur del país y en polos industriales en el norte. Alemania registra una tasa de desempleo del 4,8%, la cifra más baja desde la reunificación del país.  
Faltan sobre todo trabajadores con un nivel de formación profesional, como fontaneros, delineantes o conductores, y con diplomaturas, por ejemplo educadores infantiles (Laura estaría viva si hubiera ido a Alemania en vez de a la España profunda).

Supongo que es de una lógica aplastante que se aprueben leyes para que la economía alemana crezca y pueda pagar con ello las pensiones (que incluso, las del tramo superior, no son tan altas como en España).
Mientras tanto, en territorio español, se debe subir el sueldo mínimo ya que la gente no puede pagar la luz, el agua, el internet, el alquiler o la hipoteca. O sea, España se convierte en menos competitiva para que la oligarquía se enriquezca más...

Viejos franquistas y nazis españoles
Los jóvenes se irán, los de la foto se quedarán...

ESTO SE HUNDE...

3 comentarios :

  1. Anónimo1:01 p. m.

    La garrulada juvenil española que tenemos que sufrir en Catalunya no es bienvenida en Alemania. No quieren cani-gañanes sin estudios ni ganas de trabajar.

    ResponderEliminar
  2. Cuando se dice que Andalucía tiene un paro del 20%, y por eso los andaluces quieren trabajar pero no pueden, no es un mentiroso o es un retrasado mental. El andaluz que no trabaja es porque no le sale de las pelotas. Ya, el problema es que hay que ir a trabajar en Alemania y es duro. Hablan un idioma raro todavía más raro que el catalán. Y en invierno hace mucho frío, mucho más qué Marbella o Sevilla. Y en la cervecerías alemanas no ponen tapas. Total, que es mejor que se queden en Andalucía esperando a que les caiga el dinero que roban a los catalanes, mientras ellos se tocan los huevos. Además en Alemania tendrián que trabajar para vivir, y en Andalucía no.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Expulsionista forever7:56 p. m.

      Nah, en Baviera se celebra el Oktoberfest de finales de septiembre a... No sé cuando en octubre; y te dan salchichas y bratwürste con la cerverza.
      Fijo que no hay andaluces ahí.

      Eliminar