viernes, octubre 05, 2018

Una cuarentena de eurodiputados se visten de amarillo por los presos políticos catalanes.

No busque esta noticia en la prensa de Madrid...



La iniciativa ha contado con el apoyo de 41 miembros del Parlamento Europeo de cuatro grupos: Verdes/Alianza Lliure Europea, los liberales (ALDE), Esquerra Unitaria Europea/Esquerra Verde Nórdica y Conservadores y Reformistas Europeos. Los eurodiputados de ERC Josep-Maria Terricabras y Jordi Solé la han impulsado, y se han sumado Ramon Tremosa (PDeCAT), Izaskun Bilbao (PNV), Miguel Urbán (Podemos), Marina Albiol (IU) o Ana Miranda (BNG).

Más allá de Bové, Harms y Vajgl, otros representantes de varios países también han participado, como los alemanes Reinhard Bütikofer, Martin Häusling y Maria Heubuch, las francesas Marie-Pierre Vieu y Eva Joly, la sueca catalanohablante Bodil Valero, la portuguesa Marisa Matías, la finlandesa Merja Kyllönen y el estonio Indrek Tarand. La eurodiputada austriaca Monika Vana también ha vestido la camiseta amarilla, así como la norirlandesa Martina Anderson, el flamenco Mark Demesmaeker y el esloveno Igor Soltes. Buena parte de ellos forman parte de la Plataforma Diálogo UE-Catalunya, que quiere “persuadir” la Unión Europea a incidir en el conflicto entre Catalunya y el Estado.







1 comentario :