sábado, noviembre 26, 2016

España no pinta nada en el mundo porque su sistema sigue siendo el mesetario y castellano en vez de mediterráneo.

Hoy El País, del grupo subvencionado y rescatado PRISA, se pregunta por qué España no pinta nada en el mundo...
Incluso buscan culpables (Aznar, Zapatero, Rajoy), ponen gráficos y pierden el tiempo divagando...


La verdad es que es más fácil de lo que creen.
Cuando murió el dictador, Madrid era la capital de un fascismo bastante latente, una ciudad llena de franquistas, de tipos con gafas de sol y bigote recortadito...
En esa década de los 70, la modernidad, la industria, la cultura se cocía en Barcelona...
Una explosión de libertad y creatividad era la ciudad catalana.

Por suerte para Catalunya, porque sino estaríamos españolizados, España decidió mantener la capital en Madrid y no trasladarla a Barcelona.
No estamos hablando de ninguna barbaridad, España ha tenido diferente capitales. Es más, Barcelona fue capital del reino de Aragón cuando en Castilla tenía repartida su función según el criterio o los viajes del monarca de turno (Burgos, Toro, Alcalá de Henares, Toledo, Granada...
Por cierto, Madrid es la capital porque a Felipe II le regalaron unos terrenos requisados en la Casa de Campo para poder cazar...


Volviendo al tema, esa nueva España, con capital barcelonesa, sería muy diferente a lo que es ahora. Abierta al mediterráneo...
Incluso se hubiera podido buscar algún tipo de cocapitalidad...
Pero no..., todo esos funcionarios franquistas querían mantener su trabajo y que ese fuera heredado por sus hijos , nietos y bisnietos...
Por cierto, lo de compartir capital se expuso tímidamente hace un par de años y la respuesta de los poderes de Madrid fue que preferían perder Catalunya que compartir capital con Barcelona. 
Así será pues...

El sistema y la mentalidad con la que se mueven todas la instituciones gubernamentales son, a día de hoy, como un franquismo que deja votar cada 4 años...

El dinero de todos los españoles y catalanes ha servido para invertir cientos de miles de millones de euros en Madrid, pero, aun con ello, no se ha conseguido modernizarla ni hacerla productiva...

Ese es el problema eterno del centro geográfico, el no querer perder poder aunque no se esté preparado para ejercerlo...  Es la meseta, son los matorrales, son los hidalgos...
Cervantes lo describió a la perfección, y los españoles sin enterarse que la obra cumbre de su literatura es un brutal crítica a la España mesetaria.

Evidentemente, no hace falta explicarlos que esa Barcelona hubiera tenido que ser la capital de la República de España.

Como he dicho arriba, los de El País buscan culpables en el siglo XXI sin ver que España no ha cambiado su imagen internacional porque no se purgó el franquismo.
Los pocos grandes cargos (COI, UNESCO, Parlamento Europeo...) solo han estado en manos de catalanes...
Es curioso que lo que España veta para sí (catalanes para altos cargos) es valorado en el exterior.

Y no quiero que nadie mal interprete este post, para nada hubiera querido que Barcelona fuera o sea la capital de España, aunque reconozco que en la fallida transición se hubiera aceptado, Barcelona debe ser ahora y será la capital de Catalunya.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

2 comentarios :

  1. Anónimo7:08 p. m.

    Ni siquiera como un Gobierno republicano legalmente constituido fueron capaces de despojarse de la influencia conceptual castellana:

    http://elmon.cat/noticia/178236/la-ii-republica-a-lexili-volia-impedir-lajuda-del-govern-basc-als-seus-refugiats

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anónimo9:19 p. m.

      Cuando España quiebre en todos los sentidos que los castellanos/madrileños formen su propio país y dejen de tocar los cojones a las demás regiones ibéricas.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...