lunes, enero 12, 2015

Técnicos de Hacienda española denuncian irregularidades en inspecciones a grandes empresas.

Que España está corrompida hasta el tuétano lo sabe todo el planeta... Incluso los inspectores de hacienda están tirando la toalla ante el comportamiento del ejecutivo español hacia los "intocables".

Como ustedes sabrán, el 90% de las empresas del IBEX 35 elude pagar impuestos en España y lo poco que pagan en territorio español se sitúa porcentualmente por debajo de las PYMES.

Hacienda no da datos sobre lo que pagan las grandes empresas, aunque hace unos cuatro años se publicó en la red que, holdings empresariales con beneficos de 85.948 millones de euros, pagaron 3.012 millones en impuestos, o sea, sobre el famoso 3'5%...
Casos flagrantes son los de BBVA y Telefónica que desembolsaron el 7'6% y 4'6% respectivamente en 2011...
ACS de Florentino el 14'6%...

Curiosamente, las catalanas  Grifols y Gas Natural pagaron el 36'3% y 24'5% respectivamente...

En fin, la cuestión es que, cuando los inspectores quieren terminar con los privilegios del palco del Santiago Bernabéu, alguien desde arriba les recuerda que son intocables...

Hay muchos libros sobre el tema...
Los Técnicos del Ministerio de la Hacienda española, Gestha, han pedido que se realice una auditoría interna a la Agencia Tributaria (AEAT) para asegurar que las inspecciones realizadas a las grandes fortunas y a los mayores grupos empresariales del país se estén realizando con “imparcialidad y objetividad”.

Y es que, las últimas dimisiones de la Agencia son consecuencia de las “discrepancias irreconciliables” entre el jefe de la Oficina Técnica de Control de Grandes Contribuyentes, Manuel Menchero, responsable de resolver los recursos de las multinacionales y grandes fortunas, y su jefe de la Dependencia de Control Tributario y Aduanero de la Delegación Central de Grandes Contribuyentes, Eduardo Córdoba, tal y como asegura Gestha.

Además, los técnicos de Hacienda se han mostrado preocupados por la sensación de caos y manipulación política y económica que está mostrando la AEAT ante la falta de explicaciones a la ciudadanía sobre los motivos de las dimisiones de sus miembros.

Ejemplo de ello son los ceses causados por la no anulación de la sanción de 455 millones de euros a Cemex, la paralización de las investigaciones abiertas hace una década a los Pujol o la falta de interés por los cabos sueltos del caso Noós.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...