miércoles, noviembre 05, 2014

Catalunya, nación puntera en sanidad pública y medicina.

Mientras en España se están vendiendo los hospitales hay que reconocer que la sanidad catalana aguanta el brutal recorte de transferencias del ejecutivo central.

Donde no llega la Generalitat, por el brutal expolio y falta de inversión estatal, lo hacen las fundaciones o el ayuntamiento de Barcelona (el más saneado de la península).

EL CLINIC INCORPORA UN ROBOT PARA OPERAR CÁNCER DE FORMA MENOS INVASIVA:

El Hospital Clínic de Barcelona ha empezado a utilizar el nuevo robot quirúrgico Da Vinxi Xi, un equipamiento de alta tecnología especialmente apto para realizar intervenciones de cirugía gastrointestinal con la mínima invasión y más precisión gracias al sistema de 3D.

Además, en un futuro cercano, permitirá realizar, de una forma más óptima que hasta ahora, operaciones de un solo orificio gracias a la aplicación de la tecnología Single Port (SP). Con esta adquisición, el Clínic lleva a cabo una apuesta decidida por la robótica en sus intervenciones quirúrgicas.

El precio del robot asciende a 2 millones de euros y su compra ha ido a cargo de la Fundación Privada Cellex, tras la cual se encuentra el empresario catalán y doctor en ciencias químicas Pedro Mir, una organización que en los últimos años ha aportado más de 50 millones en diversas donaciones en la sanidad catalana, según los datos facilitados por el jefe del servicio de Cirugía Gastrointestinal del Clínic, Antonio de Lacy.


De hecho, Lacy, reconocido en especial por su experiencia en cirugía por orificios naturales, asesorará desde este ahora a Intuitive Surgical, fabricante del robot da Vinci, para expandir este sistema quirúrgico por Europa y desarrollar nuevas aplicaciones e instrumentos para la máquina en el ámbito de la cirugía gastrointestinal.


El futuro de la cirugía pasa por la robótica, sin ninguna duda, y ésta es la razón por la cual el Hospital Clínico ha optado por esta tecnología, ha explicado Antonio de Lacy.

El nuevo robot da Vinci Xi incorpora importantes novedades en su estructura que abren la puerta a realizar un gran número de intervenciones de cirugía gastrointestinal desde un abordaje mínimamente invasivo y con una mayor precisión en relación a la laparoscopia convencional. Su estructura de brazos quirúrgicos suspendidos, junto con una plataforma móvil, permite abordar la cirugía desde ángulos que con otros robots no era posible. Esta funcionalidad posibilita colocar el carro quirúrgico en cualquier posición alrededor del paciente y acceder a los cuatro cuadrantes anatómicos.

El robot, además, está dotado con unos brazos más pequeños y delgados y con nuevas articulaciones que ofrecen una capacidad de movimiento muy amplia (unos 400 grados frente a los 280 que puede tener una mano humana). La mayor longitud de los instrumentos permite un gran rango operativo. Otra característica destacable del nuevo modelo es la fluorescencia, mediante la cual el cirujano puede ver la vascularización de los órganos en tiempo real. También cuenta con un sellador de vasos y una endograpadora.

La mejora en la visibilidad y la calidad de las imágenes durante la intervención son gracias a la nueva estructura del robot da Vinci Xi: las nuevas cámaras endoscópicas de 8mmm de diámetro 3D HD se pueden colocar en cualquiera de los brazos robóticos, ampliando así los ángulos de visión y se pueden cambiar de posición durante la cirugía.

Este robot es la cuarta generación del sistema Da Vinci y sólo se encuentra en este hospital; hay otros robots de generaciones anteriores en 24 hospitales de España y en 4 de Catalunya, sin contar este.


La ampliación del Hospital del Mar se reanudará a principios de 2015.
A principios de 2015 se retomarán las obras del nuevo edificio del Hospital del Mar, paradas desde hace 5 años por falta de financiación.

Las nuevas instalaciones estarán dotadas de la última tecnología médica y tendrán una superficie de 15.000 metros cuadrados. All nuevo edificio se ubicarán los servicios de urgencias -que ampliará el número de atenciones que el año pasado superó las 87.000-, un hospital de día y el nuevo servicio de radioterapia que hasta ahora estaba ubicado en el hospital de la Esperanza.


Desencallar las obras ha sido posible gracias a dos convenios que han firmado el Ayuntamiento y la Generalitat, las dos instituciones que forman el Consorcio Parque Salud Mar . El Ayuntamiento aportará 30 millones en los próximos 3 años para terminar las obras y la Generalitat 42 más. En cuanto al dinero aportado por el Ayuntamiento, este año se destinarán 10 millones, 5 en 2015 y 15 en 2016.

Un segundo convenio prevé un calendario para enjugar la deuda que la Generalitat tiene con el Hospital y que asciende a 66 millones de euros hasta el 2026. El alcalde Xavier Trias ha destacado que este es un ejemplo de colaboración entre administraciones: “La Generalitat tiene una situación compleja y además en el hospital hay un edificio a medio construir y una situación compleja de atención a las personas. Si el Ayuntamiento tiene posibilidades de ayudar, es bueno que colabore con la Generalitat”.

Además el presidente de la Generalitat ha añadido que “estos convenios son un ejemplo evidente que hay una apuesta clara por la salud y para la salud pública”.

Cuando esté en funcionamiento el centro mejorará la atención sanitaria que presta a los 300.000 ciudadanos de Ciutat Vella y Sant Martí.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...